Archivo de la categoría: Drunvalo Melquisedec

Las pleyades y los Mayas – Parte 1

Los Mayas basaron su calendario sagrado Tzolkin, en el ciclo anual de las Pléyades (el mismo, para efectos prácticos, que para cualquier estrella o constelación), y creen que es el lugar de origen de su cultura, son llamadas Tzab-ek o cola de Serpiente de Cascabel, y también las conocen como Las Siete Hermanas.

Ciclo Maya (25.625 años) –> 5 Ciclos de 5.125 Años (Ciclo Sol – Eras)

Año Platónico – Gran Año Egipcio (25.920 Años) – 12 Eras Astrológicas (Zodiaco) – 1 Era (2160 años)

Segun los Mayas estamos actualmente viviendo en el ciclo del Quinto Sol y apartir del 2012 se inicia el ciclo de 5.125 Años llamado el Sexto Sol supuestamente del centro de la Galaxia se proyectara un rayo de energia que impactara en el Sol lo que provocara una tormenta solar que afectara a los seres vivos en la Tierra.


Según sus profecías, la causa física desencadenante es que el sol recibiría un rayo proveniente del centro de la galaxia y emitiría una inmensa «llamarada radiante» que transmitiría esa radiación a la tierra y al resto del sistema solar. Este evento precedería al comienzo de un nuevo ciclo cósmico. Al comienzo de éste se produce una sincronización de la «respiración» de todas las estrellas, planetas y seres.

El 11 de Agósto de 3.113 a .C. los mayas fijaron el nacimiento del «Quinto Sol» –la era actual– cuyo final llegaría en 2012. La Era del agua habría acabado con el diluvio, la posterior a ésta con un diluvio de fuego y la nuestra, llamada «del Movimiento», finalizaría con violentos Terremotos, erupciones volcánicas y huracanes devastadores.

Keny Arkana, ser indigo de familia de luz

El título de la canción hace referencia a las culturas de las tribus nativas americanas Maya, Cherokee, Tayta, Xingue, Hopi, Inca, Seneca, Inuit y Mapuche, según su cultura la conciencia de la humanidad evoluciona del primer al sexto sol, nos encontramos viviendo actualmente bajo el Quinto Sol de conciencia pero a punto de alcanzar el Sexto Sol. Este último nos traerá una nueva conciencia y, con ella, una transformación fundamental de nuestro mundo.

Esta división coincide con las eras astrológicas. La era de piscis, de la que ahora estamos saliendo para entrar en la era de acuario, se correspondería con el quinto sol.

Hijos del Quinto Sol

Mi especie se pierde, los ánimos se calientan
la gente se detesta, guerra de egos
siglo XXI, cinismo y desprecio
no se respeta la tierra,
la locura alimenta las tripas,
fronteras, barricadas,
motines y porras,
gritos y baños de sangre,
bombas que explotan, política del miedo,
ciencia inmoral,
Insurrección de un pueblo,
Mercado de armas,
Nuevo orden mundial, fusión de terror,
El hombre, el animal mas depredador,
El sistema apesta a muerte, asesino de la vida,
Ha matado la memoria, para acabar mejor con el futuro,
La cabeza llena de discos,
los sentidos nos confunden.
El 3er ojo abierto, porque el cerebro nos confunde.
El ser humano se ha perdido, ha olvidado su fuerza,
Ha olvidado la luna, el sol y el átomo.
Inversión de polos, se dirige hacia el odio.
Ha perdido la razón por una excusa que divide,
el egoísmo como lema,
época miserable,
Odio colectivo contra rabia visceral,
Un resplandor en el corazón,
Una lágrima en el ojo,
Una oración en la cabeza,
un viejo dolor,
Un vivo rencor.
Allí donde muere el perdón,
Donde hasta la fe se asusta,
venga, ven, nos vamos.
Leyes hechas para el pueblo,
y los reyes tiranizan,
Corporativismo y “bisness” en lo alto de la pirámide,
Para que haya mas sangre, entre carros y metralletas,
Inocente,
en un cielo del color de las fábricas,
Un silencio de duelo, una bala perdida,
toda una familia llorando, un niño asesinado,
Milicias del Estado, paramilitares,
Locuras cerebrales, pueblos enteros arrasados,
Barrios de chabolas de miseria a la entrada de palacios,
Libertad robada, sinónimo de papeleo
Humanidad cambiada por una vida ilusoria,
Entre el estrés del día y las angustias de la noche,
La cabeza llena de neuras, los nervios crispados,
Caracterizan al hombre moderno, muy a menudo corrupto,
Y cuando la ciudad duerme, muchas veces llega,
una muerte silenciosa, un sin techo en medio del frío.
Cárcel de cemento, una venda en los ojos.
El combate es demasiado largo para ver un poco de luz.
Las familias se rompen y los padres escasean,
Los niños ya no ríen, se construyen murallas,
Las madres se esfuerzan, uno de cada tres jóvenes en chirona,
Toda esta mierda es real, así que seguiremos enfrentándonos.
Es la mala tripa que nos come las tripas,
Una botella de Vodka, unos gramos de marihuana.
Algunos no vuelven, la presión es violenta.
Subutex inyectado en un charco de sangre,
Niños que se pelean, otro navajazo
Ya no es a casa donde los niños vuelven temprano.
Aprenden la astucia en un vaso de cólera,
Formateo de la calle, formateo escolar,
Cada uno su disco, cuando los mundos se encuentran,
es el choque de culturas, incluso el odio de la vergüenza.
Las barreras están ahí, en nuestras cabezas, bien calentitas
Los más duros se hunden rápido, es la ley del más débil,
Pero aquí nada es de color rosa, la monotonía continúa.
En los corazones heridos, que mueren a fuego lento.
No llores, hermana, porque tú diriges el mundo.
Tu corazón es noble, cree en ti y anímate.
No escuches a los bastardos que quieren verte triste.
Incluso la madre Tierra está enferma, pero la madre Tierra resiste,
El hombre se ha construido su mundo, aprendiz creador,
Lo ha estropeado todo, sanguinario depredador.
Babilonia es muy grande, pero no es nada en el fondo.
Salvo una vulgar mascarada, con perfume de ilusión.
Dueña de nuestros espíritus crédulos e inocentes.
Condicionamiento en masa, allí donde los nervios están en carne viva.
En el margen está la rabia, bastión de los galeotes.
Juntos somos el mundo y el sistema no es nada.
Toma conciencia, hermano, escucha a tu corazón.
Desconfía del sistema, asesino y mentiroso.
Aléjate del odio, que viene a buscarnos.
Humanidad humana, sólo el amor nos salvará.
Escucha el silencio cuando tu alma esté en paz.
Ahí está la luz, la luz ha llegado.
Verdad en nosotros mismos, fruto de la creación.
No olvides tu historia, no olvides tu misión.
Última generación con poder para cambiarlo todo.
La vida está con nosotros, no tengo miedo del peligro.
Así que levantemos nuestras voces para dejar de olvidar.
Fragmentos de polvo de estrella, ¿ a qué esperas para brillar ?
Hermanos y hermanas, reformemos la cadena,
porque sólo somos uno dividido en la carne.
volvamos a encontrar la alegría, la ayuda mutua, a levantarse.
Basta con un resplandor para destruir las tinieblas.
Este tiempo se sofoca, un olor a azufre.
El fin se siente, la Bestia embruja a las masas.
Los símbolos se invierten, se confunden los funerales.
La estrella que hace girar la rueda se acerca a nuestro cielo.
Tierra en agonía, malestar en el honor.
Locura, calumnia, poco corazón en el momento adecuado.
Ignorancia de la suerte y de la magia de la vida.
Afectado por el horror, formado en la supervivencia.
La época, lo peor, una parte de las consecuencias.
El bien, el mal, hoy elige tu bando.
El ser humano se ha perdido, demasiado preocupado por tener.
Las estrellas se ponen de acuerdo para devolvernos el camino,
cuadriculado encordado, pero pasa la luz.

Ten confianza en la vida, en la fuerza de tus sueños.
Todos tenemos un ángel de la guarda, está ahí si lo buscas.
Cuando el corazón sólo es uno, con el ánimo y el gesto.
El gran día se prepara, ¿no ves los signos?
La muerte no existe, es sólo el fin de los ciclos.
Este fin se dibuja, el humano se extermina.
Esperanza añil, las Pléyades nos designan.
Levanta la cabeza y comprende, siente la fuerza en tu ser.
Deja atrás Babilonia, dilucida el misterio.
Nada se echa a suertes, que el Cielo te bendiga.
Hijo del quinto Sol, lee entre líneas…

Hijo del Quinto Sol, Lee entre líneas.
La verdad se encuentra en nosotros,
porque la solución se encuentra en nosotros,
porque la vida se encuentra en nosotros.

 

fuente

Pleyades – Alción

Por Kate A. Spreckley

Ahora todo tiene sentido, todas las piezas del rompecabezas empiezan a embonar de forma automática, las dudas se disipan y la confianza crece, el miedo se disuelve, el invierno termina la noche se aleja y es tiempo de cambiar los pesados ropajes por unos más ligeros al llegar la primavera y el día.

En el artículo anterior hablamos acerca de los cambios que están ocurriendo en nuestros cuerpos y como estamos transformándonos a nivel de nuestra conciencia y a nivel de nuestro cuerpo físico. Efectivamente, podemos sentir el cambio con gran intensidad. Aún los escépticos están siendo enfrentados a sus miedos más profundos y empujados con gran fuerza fuera de aquello que los mantiene atados para poder lograr la liberación de sus mentes. Habrá quienes se mantengan reacios a aceptar el cambio y aferrarse al mundo material pero esa es otra historia.

Hoy vamos a hablar un poco de Astronomía y donde encaja esta área en el proceso de ascensión o transformación que esta teniendo lugar en nuestro planeta.

“El Microcosmos es un reflejo del Macrocosmos” “Como es arriba es Abajo” y efectivamente lo podemos ver en nuestro sistema solar y en la partícula más pequeña de la materia que es el átomo, ambos son iguales solo que en diferentes dimensiones, actúan bajo el mismo principio creador, mantienen el equilibrio y dan forma a la vida en el Universo Físico. Este principio lo entendieron a la perfección todas las grandes Culturas en la antiguedad, de ahí su gran fijación por la observación de la marcha de las estrellas. Sabían que al existir ciclos en un día (mañana, medio día, tarde, atardecer y noche) también había los mismos ciclos pero a una escala mayor, de igual forma los ciclos en un año (Primavera, Verano, Otoño e Invierno) sabían también que esos mismos ciclos se repetían en una escala mayor. Si el hombre pasa durante su vida por el nacimiento la niñez, adolesencia y madurez, a un nivel mayor, el de una civilización, ocurre lo mismo y si una semilla es sembrada esa semilla responde a dichos ciclos para su crecimiento, cosecha y nueva reproducción.

Nuestros antepasados entendían que el ser humano no era diferente a ningún organismo vivo en el Universo y que al igual que una planta y una semilla, el ser humano, también se encontraba inmerso en un ciclo evolutivo. Nuestros antepasados sabían que si la tierra forma parte de un sistema solar, nuestro sistema solar también forma parte, junto con otros soles de un sistema mayor. La pregunta sería ¿A que sistema pertenece nuestro sol y nuestro planeta?, ¿De donde recibe su influencia nuestro sol? y ¿Que tiene que ver esto con la Ascensión o con el regreso de Jesús o con el fin del Materialismo?.

Muchas leyendas de la cultura antropológica alrededor del mundo se relacionan con las Pléyades. Conocida también como M45 o “Las Siete Hermanas”, es una constelación de alrededor de 400 estrellas en un radio de 25 años luz, y se localiza a 415 años luz de la Tierra.

Las Pléyades, en la mitología griega, son las siete hijas de Atlas y Pleione (llamadas Alcione, Merote, Electra, Celaeno, Taygeta, Maia y Asterote). Muchos templos griegos estaban orientados hacia el punto de salida y puesta de las Pléyades. La referencia más antigua registrada sobre las Pléyades, sin embargo, corresponde a la literatura astronómica China fechada en 2357 AC. Para las tribus agrícolas del hemisferio norte el curso de las Pléyades indicaba el comienzo y el final de la temporada de cultivo.

Probablemente, la más famosa leyenda de las Pléyades en la tradición popular norteamericana sea la historia de la Torre del Diablo, Wyoming, una roca volcánica que los Indígenas Kiowa locales llaman Mateo Tepe. Dicen que una vez siete doncellas acamparon cerca del río en una región conocida por tener muchos osos. Uno de los osos comenzó a perseguir a las doncellas quienes se arrodillaron para pedir ayuda, implorando a los dioses. La tierra se elevó hacia el cielo. El oso intentó, en vano, seguirlas y arañó un lado de la roca, marcas que se ven en la Torre. Para proteger a las doncellas el Gran Espíritu les permitió permanecer en el cielo como las siete hermanas, las Pléyades.

Para los Japoneses la constelación de las Pléyades se llama “Subaru” y en Sánscrito se llama “Krittikas“. Algunos de los pueblos aborígenes de Australia la conocían como “Makara” y reconocían que estaba conectada con la constelación de Orión. La biblia hace varias menciones acerca de las Pleyades (Job 38:31-33.

Para los Aztecas se llamaba “Tianquiztli“, que significa el “Lugar de Reunión” (Noten el significado) y era considerado un signo importante de la continuidad de la vida: a medianoche, cada 52 años, aparecía directamente arriba de sus cabezas y les aseguraba a nuestros antepasados que el mundo no llegaría a su fin decían que el mundo había pasado por cuatro soles anteriormente y estos habían sido destruidos que se encontraban en el quinto sol el cual sería destruido por el movimiento, esto es, terremotos y aparecería un sexto sol (claramente describen los ciclos cósmicos). Este período de tiempo de 52 años también correspondía al calendario religioso de 260-días (Tonalpohualli en Náhuatl o Tzolkin en Maya) cuando se entrelazaba con el calendario civil de 365 días (Xiupohualli en Náhuatl o Haab en Maya). Cada 52 años solares Haab (73 años Tzolkin) estos calendarios coincidían. El ciclo de 52 años se decía que empezaba cuando las Pléyades cruzaban el quinto punto cardinal o el cenit del cielo a medianoche. Algunas veces no sólo estaban las Pléyades en el cenit sobre Mesoamérica sino que esa alineación también entraba en conjunción plena con el sol (como lo veremos de nuevo en el 2012). Además, dos ciclos de 52 años (104 años) se coordinan con una alineación adicional con Venus que también ocurrirá en el 2012 (Venus símbolo del amor y de la forma creativa femenina en la escala local y también símbolo de Quetzalcoatl y su regreso).

La Pirámide del Sol, fuera de la Ciudad de México, está alineada con las Pléyades, ya que su cara occidental y muchas de las calles aledañas están alineadas directamente con el punto de la puesta de las Pléyades la medianoche de la noche en que está en su punto más elevado. Las Pléyades eran claramente reverenciadas también por los Mayas, quienes, en el área de Chichén Itza, sabían que el sol producía una sombra tipo serpiente que descendía del lado de la escalinata del norte de la pirámide de Kukulcan durante el equinoccio de primavera recordando el regreso de la Conciencia de la Serpiente Emplumada. Algunos estudiosos han calculado que 60 días después de la aparición de su sombra, cuando el sol alcanza su cenit sobre la Pirámide a medio día (Mayo 20-Mayo 23), hay otra alineación directa con las Pléyades. Esta alineación Pléyades-sol tiene una conexión directa con Quetzalcoatl-Kukulkan, la Serpiente Emplumada que trajo la sabiduría más grandiosa al planeta.

Los antiguos Egipcios también señalaron a las Pléyades como una diosa, probablemente más reconocida como Neith, la “madre divina”, o Hathor, quien tomó la forma de una vaca (que portaba las semillas de la vida). Los piramidólogos que han trabajado en Egipto durante los últimos 12 años han encontrado textos piramidales que sugieren que los Egipcios reverenciaban a las Pléyades y a la estrella Sirio como un sistema estelar superior divino, especialmente a Alcyone, su estrella más brillante.

La Constelación de las Pléyades ha sido conocida por todas las culturas incluso se menciona varias veces en la Biblia. Nuestros antepasados Aztecas y Mayas no fueron la excepción y cada 52 años llevaban a cabo la ceremonia del Fuego Nuevo cuando el sol central de las Pleyades (Alción) la estrella Sirio y nuestro Sol se alineaban.

De acuerdo con las evidencias heredadas por todas las grandes culturas, nuestro Sistema Solar gira alrededor de Alción el cual es el Sol central de la Constelación de las Pleyades. De la misma forma como nuestro planeta gira alrededor del sol, todo nuestro sistema solar gira alrededor del Alción junto con otros Sistemas Solares y tarda (nuestro sistema solar) 25,625 años en dar una vuelta completa alrededor de Alción, de la misma forma como nuestro planeta tarda 365 días en dar un giro completo alrededor del sol.

Los Mayas, grandes Astrónomos, conocían estos ciclos galácticos y dividieron este gran ciclo cósmico, que realiza nuestro sistema solar, en cinco partes de 5,125 años cada una. Según los Sabios Mayas estos sub-ciclos contenidos en el ciclo mayor son etapas o Eras por las cuales pasa toda una civilización en su proceso de evolución tanto física como espiritual, esto es, El Amanecer Galáctico, El Medio Día, La Tarde, El Atardecer y finalmente La Noche Galáctica. La última parte ( o sea 5,125 años) del ciclo completo de 25,625 años o sea la Noche Galáctica por la que atravesamos y estamos por salir inició, de acuerdo con el exacto (Según la Nasa) Calendario Maya, en el año 3,113 A.C. y concluirá el 21 de Diciembre del 2012. Este último proceso por el que estamos transitando es trascendental en nuestro proceso de evolución Espiritual porque además de concluir una quinta parte del ciclo galáctico concluye un ciclo completo de 25,625 y la conciencia del hombre se transforma debido a las energías superiores que son recibidas con mayor intensidad por la cercanía de nuestro sistema solar con Alción el Sol central de las Pléyades. La semilla que fue sembrada 26,000 años atrás (El Hombre) se prepara para ser cosechada y elevada a un nivel superior de conciencia y realidad para continuar su proceso evolutivo de regreso a la unidad de donde salio, recordemos que hace aproximadamente 25,000 años según los historiadores la Atlántida desapareció y la tierra fue reconformada y purificada en su totalidad.

La disminución del magnetismo terrestre, el incremento en la vibración del Planeta, el proceso de purificación de nuestra Madre Tierra a través de intensos huracanes volcanes en erupción, inundaciones y sismos cada vez más intensos, el calentamiento global el despertar Espiritual tan acelerado que se esta dando en el hombre y otros síntomas que ya comentamos en el artículo anterior tan solo obedecen a un proceso natural tal y como cada año aparecen La Primavera y el Invierno, el Día y la Noche, La Siembra y La Cosecha. El rompecabezas ha sido armado todo tiene sentido, la semilla ha de ser cosechada, un ciclo más está por terminar y todo vuelve a empezar nuevamente. Para aquellos que se atrevan a cosecharse a si mismos participaran en el siguiente ciclo supervisando y ayudando a que la nueva semilla que se siembre llegue a su feliz fin y sea cosechada nuevamente.

Esperando el sexto sol, amanecer galáctico…. ¡Abre tus brazos y siéntelo!

Drunvalo Melchizedek – 2012 y el mensaje de los Mayas

Las 7 Profecías Mayas

Primera Profecía

El mundo de odio y materialismo terminará el sábado 22 de de diciembre del año 2012 y con ello el final del miedo, en este día la humanidad se tendrá que escoger entre desparecer como especie pensante que amenaza con destruir el planeta o evolucionar hacia la integración armónica con todo el universo, comprendiendo y tomando conciencia de todo esta vivo y que somos parte de ese todo y que podemos existir en una nueva era de luz.

La primera profecía nos dice que a partir de 1999 nos quedan 13 años, para realizar los cambios de conciencia y actitud para desviarnos del camino de destrucción por el que avanzamos, hacia uno que abra nuestra conciencia y nuestra mente para integrarnos con todo lo que existe. Los Mayas sabían que nuestro sol es un ser vivo que respira y que cada cierto tiempo se sincroniza con el enorme organismo en el que existe, que al recibir un chispazo de luz del centro de la galaxia brilla mas intensamente, produciendo en la superficie lo que nuestros científicos llaman erupciones solares y cambios magnéticos, ellos dicen que esto sucede cada 5125 años, que la tierra se ve afectada por los cambios en el sol mediante un desplazamiento de su eje de rotación, y predijeron que a partir de ese movimiento se producirían grandes cataclismos, para los mayas los procesos universales como la respiración de la galaxia son cíclicos y nunca cambian, lo que cambia es la conciencia del hombre que pasa a través de ellos, siempre en un proceso a la perfección. Los Mayas predijeron que el sábado 22 de diciembre del 2012 el sol al recibir un fuerte rayo sincronizador proveniente del centro de la galaxia cambiará su polarización y producirá una gigantesca llamarada radiante. Por ello la humanidad deberá estar preparada para atravesar la puerta que nos dejaron los mayas, transformando a la civilización actual basada en el miedo en una vibración mucho más alta de armonía, solo de manera individual se puede atravesar la puerta que permite evitar el gran cataclismo que sufrirá el planeta para dar comienzo a una nueva era, en un sexto ciclo del sol.

La primera profecía nos habla del tiempo del no tiempo, un período de 20 años que empezó en 1992 y que termina en el 2012, donde la humanidad entraría en el último período de grandes aprendizajes, grandes cambios. Asimismo la anunció que siete años después del comienzo de este período comenzaría una época de oscuridad que nos enfrentaría a todos con nuestra propia conducta, dijeron que las palabras de sus sacerdotes serían escuchadas por todos nosotros como una guía para despertar, ellos llaman a ésta época como el tiempo que la humanidad entrará al gran salón de los espejos, una época de cambios para enfrentar al hombre consigo mismo para hacer que entre al gran salón de los espejos y se mire, y analice su comportamiento con el mismo, con los demás, con la naturaleza y con el planeta donde vive. Una época para que toda la humanidad por decisión conciente de cada uno de nosotros decida cambiar, eliminar el miedo y la falta de respeto de todas nuestras relaciones.

Segunda Profecía

Esta anunció que todo el comportamiento de la humanidad cambiaría rápidamente a partir del eclipse de sol del 11 de agosto de 1999, y ese día vimos como un anillo de fuego se recortaba contra el cielo, fue un eclipse sin precedentes en la historia, por la alineación en cruz cósmica con centro en la tierra de casi todos los planetas del sistema solar, se posicionaron en los cuatro signos del zodíaco, que son los signos de los cuatro evangelistas, los cuatro custodios del trono que protagonizan el Apocalipsis de San Juan.

Además la sombra que proyecta la luna sobre la tierra atravesó Europa pasando por Kosovo, luego por Medio Oriente, por Irán e Irak y posteriormente se dirigió a Pakistán e India, con su sombra parecía predecir un área de conflictos y guerras (lo cual ha venido sucediendo puntualmente). Los Mayas sostenían que a partir de los eclipse los hombres perderían fácilmente el control de sus emociones o bien afianzarían su paz interior y su tolerancia evitando los conflictos.

Desde entonces se vive una época de cambios que es la antesala de una nueva era, antes del amanecer es cuando la noche se hace más oscura, el fin de los tiempos es una época de conflictos y grandes aprendizajes, de guerras, separación y locuras colectivas que generará a su vez proceso de destrucción y evolución, la segunda profecía indica que la energía que se recibe desde el centro de la galaxia aumentará y acelerará la vibración en todo el universo para conducirlo a una mayor perfección, esto producirá cambios físicos en el sol, en la tierra y cambios psicológicos en el hombre alterando su comportamiento, su forma de pensar y sentir, se transformarán las relaciones y los modos de comunicación, los sistemas económicos, sociales, de orden y justicia, cambiarán las creencias religiosas y los valores aceptados, el hombre se enfrentará a sus miedos y angustias para resolverlos, y de ese modo podrá sincronizarse con los del planeta, y el universo; la humanidad se concentrará en su lado negativo y podrá ver claramente que cosa es la que está haciendo mal, este es le primer paso para cambiar la actitud y conseguir unidad que permite la aparición de la conciencia colectiva, se incrementarán los sucesos que nos separan pero también los que nos unen, la agresión, el odio, las familias en disolución, los enfrentamientos por ideologías, religión, modelos de moralidad o nacionalismo; simultáneamente más personas encontrarán paz, aprenderán a controlar sus emociones, habrá más respeto, serán más tolerantes y comprensivas y encontrarán la unidad, surgirá el hombre con un altísimo nivel de energía interna, personas con sensibilidad y poderes intuitivos para la sanación, pero también aparecerán farsantes que solo pretenderán tener ganancia económicas a expensas de la desesperación ajena. Al final del ciclo cada hombre será su propio juez, cuando el hombre entre al salón de los espejos para examinar todo lo que hizo en la vida, será clasificado por las cualidades que haya desarrollado en la vida, su manera de actuar día tras día, su comportamiento con los demás, y su respeto por el planeta, todos se ubicarán acordes a lo que sean, los que conserven la armonía comprenderán lo que sucede como un proceso de evolución en el universo, en cambio habrá otros que por ambición, miedo y frustración culparán a los demás o a Dios por lo que sucederá, se generarán situaciones de destrucción, muerte y sufrimiento, pero también se dará lugar a circunstancias de solidaridad y de respeto con los demás, de unidad con el planeta y el cosmos.

Esto implica que el cielo y el infierno se estarán manifestando al mismo tiempo, y que cada ser humano vivirá en el uno o el otro, dependiendo de su propio comportamiento, el cielo con la sabiduría para trascender voluntariamente a todo lo que sucede, el infierno con la ignorancia para aprender con sufrimiento, dos fuerzas inseparables, una que comprende que en el universo todo evoluciona hacia la perfección, que todo cambia, otra envuelta en un plano material que solo alimenta el egoísmo. En la época del cambio de los tiempos, todas las opciones estarán disponibles, prácticamente sin censura de ninguna clase, y los valores morales serán más laxos que nunca, para que cada cual se manifieste libremente como es, la segunda profecía afirma que sí la mayoría de los seres humanos cambia su comportamiento, y se sincroniza con el planeta, se neutralizarán los cambios drásticos que describen las siguientes profecías; hay que ser concientes de que el hombre siempre decide su propio destino, especialmente en esta época, las profecías son solo advertencias para que tomemos conciencia de la necesidad de cambiar de rumbo para evitar que se hagan realidad.

Tercera Profecía

La tercera profecía Maya dice que una ola de calor aumentará la temperatura del planeta, produciendo cambios climatológicos, geológicos y sociales en una magnitud sin precedentes, y a una velocidad asombrosa; los mayas dicen que el aumento de de la temperatura se dará por varios factores, uno de ellos generado por el hombre que en su falta de armonía con la naturaleza solo puede producir procesos de auto destrucción, otros serán generados por el sol que al acelerar su actividad por el aumento de vibración produce más radiación, aumentando la temperatura del planeta.

Por esta advertencia de la tercera profecía de los Mayas, se hace impostergable y urgente un cambio de conducta en lo individual y colectivo para asumir el compromiso de la practica cotidiana de acciones que ayuden a mejorar la ecología del planeta hasta lograr la plena armonía del actuar del ser humano con el entorno, a sabiendas de que el comportamiento del hombre será crucial para sobrellevar el aumento general de la temperatura causada por su propia conducta inconsciente y depredadora.

Cuarta Profecía

La cuarta profecía dice que a consecuencia del aumento de la temperatura causado por la conducta antiecológica del hombre y una mayor actividad del sol, se provocará un derretimiento en los polos (ya tuvimos noticia reciente del desprendimiento de un bloque de hielo polar del tamaño del territorio del estado de Tlaxcala ubicado en el territorio mexicano), si el sol aumenta sus niveles de actividad por encima de lo normal habrá una mayor producción de viento solar, mas erupciones masivas desde la corona del sol, un aumento en la irradiación y un incremento en la temperatura del planeta. Los Mayas se basaron en el giro de 584 días del planeta Venus para calibrar sus cálculos solares, Venus es planeta fácilmente visible en el cielo, pues su órbita está entre la tierra y el sol. Ellos dejaron registrado en el códice Dresde que cada 117 giros de Venus marcados cada vez de que aparece en el mismo sitio en el cielo, el sol sufre alteraciones, aparecen enormes manchas o erupciones de viento solar; advirtieron que cada 5125 años se producen alteraciones aún mayores y que cuando esto ocurre el hombre debe de estar alerta, es el presagio de cambios y destrucción. En el códice Desdre también figura la cifra 1366560 kines que tiene una diferencia de 20 años con la cifra que aparece en el templo de la cruz en Palenque, que tiene tallado la cifra de 1366540 kines, correspondiendo esta diferencia al período de tiempo que llamaban tiempo de no tiempo, que es le que estamos viviendo desde 1992, los cambios en la actividad del sol serán más fuertes, puesto que las protecciones que tenemos a nivel planetario se están debilitando, el escudo electromagnético que nos cubre está diminuyendo su intensidad.
Sí sabemos que muchas cosas que queremos que no sucedan y que causan grandes tragedias finalmente suceden, debemos concentrarnos en producir resultados positivos de nuestras acciones y al mismo tiempo crecer con las dificultades que se nos presenten, debemos asumir la vida y tomar nuestras decisiones de manera conciente, hay que abrir los ojos a las posibilidades que puede traernos un mundo en el que todos culpan a los demás de lo que sucede.

Todas las profecías buscan un cambio en la mente del hombre, pues el universo está generando todos esos procesos para que la humanidad se expanda por la galaxia comprendiendo la integridad fundamental con lo que existe.

Quinta Profecía

Esta profecía nos dice que todos los sistemas basados en el miedo sobre lo que se fundamenta nuestra civilización se transformarán simultáneamente con el planeta y el hombre para dar paso a una nueva realidad de armonía, el hombre está convencido que el universo existe solo para él, que la humanidad es la única expresión de vida inteligente, y por eso actúa como un depredador de lo que existe. Los sistemas fallarán para enfrentar al hombre consigo mismo y hacerle ver la necesidad de reorganizar la sociedad, y continuar en el camino de la evolución, que nos llevará a comprender la creación. El nuevo día galáctico está anunciado por todas las religiones y cultos como una época de paz y armonía para toda la humanidad, es claro entonces que todo lo que no produzca este resultado debe desaparecer ó transformarse, la nueva época de luz no puede tener una humanidad basada la economía militar de imposiciones de verdades por la fuerza.

Sexta Profecía

La sexta profecía Maya dice que en los próximos años aparecerá un cometa cuya trayectoria pondrá en peligro la existencia misma del hombre, los Mayas veían a los cometas como agentes de cambio que venían a poner en movimiento el equilibrio existente para que ciertas estructuras se transformen permitiendo la evolución de la conciencia colectiva, todas las cosas tienen un lugar que les corresponde en todas las circunstancias, aún las mas adversas son perfectas para generar comprensión sobre la vida para desarrollar conciencia sobre la creación, por esto el hombre se ha enfrentado constantemente a situaciones inesperadas que le generan sufrimiento, es un modo de lograr que reflexione sobre su relación con el mundo y con los otros, así a lo largo de muchas vidas comprenderá las leyes universales de la razón de la creación, para los Mayas, Dios es la presencia de la vida que tiene todas las formas y su presencia es infinita.

El cometa del que habla la sexta profecía fue también anunciado por muchas religiones y culturas, por ejemplo la Biblia en el libro de las revelaciones aparece con el nombre de ajenjo. Sí el cometa aparece, es posible que su trayectoria lo lleve a chocar con la tierra, o también por medio de físicos o psíquicos logremos desviar su trayectoria (informaciones recientes nos hablan de un enorme asteroide que se ha descubierto en el espacio que en su trayectoria puede chocar con la tierra en los próximos años), los cometas siempre han formado parte del sistema solar, miles de residuos atraviesan, cruzan, rozan, van y vienen periódicamente e incluso chocan con los planetas que se mueven siempre tranquilos en órbitas regulares, alrededor del sol.

Los Mayas siempre estudiaron y registraron los eventos del cielo, su alerta fue prevenir al hombre de los peligros de no conocer las órbitas y períodos de grandes residuos que se cruzan con la trayectoria conocida de la tierra, ellos sabían que para el hombre moderno descubrir con anticipación un asteroide tan grande que pudiera causar su extinción y luego desviarlo sería uno de los mayores logros de la historia humana y un hecho crucial que nos uniría como especie. Antiguamente la esfera celeste era el dominio de los dioses, la aparición sorpresiva de un objeto desconocido que dominaba la noche era motivo de miedo y misticismo, por ese motivo los Mayas construyeron observatorios dedicados a estudiar los fenómenos, querían entender los impredecibles movimientos en el cielo, especialmente después de que establecieron las posiciones de los planetas y las estrellas. El peligro inminente del que nos alerta la sexta profecía nos obligaría a construir un nivel de cooperación internacional, a establecer un sistema de comando y control por encima de los países y una estructura de comunicación mundial, sería la única manera que los países declinaran su soberanía a una identidad como la Naciones Unidas, dando paso a un gobierno mundial para el bien común, sería un cambio para aprender a trascender la separación que es la base de nuestra sociedad.

Séptima Profecía

Esta profecía Maya nos habla del momento que en el que el sistema solar en su giro cíclico sale de la noche para entrar en le amanecer de la galaxia, dice que los 13 años que van desde 1999 al 2012 la luz emitida desde la galaxia sincroniza a todos los seres vivos y les permite acceder voluntariamente a una transformación interna que produce nuevas realidades, Que todos los seres humanos tienen la oportunidad de cambiar y romper sus limitaciones, recibiendo un nuevo sentido: la comunicación a través del pensamiento, los hombres que voluntariamente encuentren su estado de paz interior, elevando su energía vital, llevando su frecuencia de vibración interior del miedo hacia el amor, podrán captar y expresarse a través del pensamiento y con el florecerá el nuevo sentido.

La energía del rayo transmitido desde le centro de la galaxia activa el código genético de origen divino en los hombres que estén en una frecuencia de vibración alta, este sentido ampliará la convivencia de todos los hombres, generando una nueva realidad individual, colectiva y universal, una de las transformaciones mas grandes ocurrirá a nivel planetario, pues todos los hombres conectados entre si como un solo todo, dará nacimiento a un nuevo ser en el orden genético, la reintegración de las conciencias individuales de millones de seres humanos despertará una nueva conciencia en la que todos comprenderán que son parte de un mismo organismo gigantesco. La capacidad de leer el pensamiento entre los hombres revolucionará totalmente la civilización, desaparecerán todos los límites, terminará la mentira para siempre porque nadie podrá ocultar nada, comenzará una época de transparencia y de luz que no podrá ser opacada por ninguna violencia o emoción negativa, desaparecerán las leyes y los controles externos como la policía y el ejército, pues cada ser se hará responsable de sus actos y no habrá que implementar un derecho o deber por la fuerza. Se conformará un gobierno mundial y armónico con los seres más sabios del planeta, no existirán fronteras ni nacionalidades, terminarán los limites impuestos por la propiedad privada y no se necesitará el dinero como medio de intercambio; se implementarán tecnologías para manejar la luz y la energía y con ellas se transformará la materia produciendo de manera sencilla todo lo necesario, poniendo fin a la pobreza de siempre. La excelencia y el desarrollo espiritual serán el resultado de hombres en armonía que realizan las actividades con las que vibran mas alto y al hacerlo expandirán su nivel de comprensión sobre el orden universal, con la comunicación a través del pensamiento aparecerá un súper sistema inmunológico que eliminará las vibraciones bajas del miedo producidas por las enfermedades, prolongando la vida de los hombres, la nueva era no necesitará del aprendizaje del contraste inverso producido por las enfermedades y el sufrimiento que caracterizaron miles de años de historia.

Los hombres que conciente y voluntariamente encuentren paz interior, entran en una nueva época de aprendizaje por contraste armónico, la comunicación y la reintegración hará que las experiencias, los recuerdos individuales y conocimientos adquiridos estén disponibles sin egoísmos para todos los demás, será como una Internet a nivel mental que multiplicará exponencialmente la velocidad de los descubrimientos, y se crearán sinérgias nunca antes imaginadas. Se acabarán los juicios y los valores morales que cambian con las épocas, como la moda, se comprenderá que todos los actos de la vida son una manera de alcanzar una mayor comprensión y armonía, el respeto será el elemento fundamental de la cultura, transformará al individuo y a la comunidad y colocará a la humanidad en la posibilidad de expandirse por la galaxia, las manifestaciones artísticas y las actividades recreativas comunitarias ocuparán la mente humana, miles de años fundados en la separación entre los hombres que adoraron a un Dios lejano que juzga y castiga, se transformarán para siempre, el hombre vivirá la primavera galáctica, el florecimiento de una nueva realidad basada en la integración con el planeta y todos los seres humanos para en ese momento comprender que somos parte integral de un único organismo gigantesco y nos conectaremos con la tierra, los unos con los otros, con nuestro sol y con la galaxia entera; todos los hombres comprenderán que el reino mineral, vegetal, animal y toda materia esparcida por el universo a todas escalas desde el átomo hasta la galaxia, son seres vivos con una conciencia evolutiva, a partir de sábado 22 de diciembre del año 2012 todas las relaciones estarán basadas el la tolerancia y la flexibilidad, pues el hombre sentirá a otros como otra parte de si mismo.

Fuente

**Aclarar que los rumores del fin del mundo NO son la palabra Maya, ellos hablan de un cambio reparador que nos llevará a un nuevo estado de consciencia. Este cambio no llegará de golpe el 21 de Diciembre de 2012, es algo que ya está sucediendo; hablan de un proceso que ya estamos experimentando. 

Ahora es tu turno. Cuéntanos, ¿qué opinas de las profecías? ?estás de acuerdo con todos sus puntos? ¿Ves alguna de estas profecías en el mundo actual? 

Drunvalo Melchizedek en Costa a Costa (USA)


Os dejo esta serie de 11 vídeos en donde Drunvalo Melchizedek nos lleva a través de una fascinante aventura. Una entrevista de radio del año 2010 que merece la pena rescatar del cajón del olvido. Interesante, mágica y reveladora. Tómate un tiempo para inspirarte con el corazón.

 

Lee el resto de esta entrada

Un mundo sin miedo por Drunvalo Melchizedek

Es un tiempo en el que estamos a punto de movernos de un modo de ser a otros completamente diferentes. No podemos ver eso ahora mismo; podemos hacer alusión a eso, SENTIRLO, ver que hay enormes cambios que ocurren alrededor de nosotros, pero el tipo de cambio que está por ocurrir va a ser bastante sorprendente para la gente porque son de una naturaleza diferente a lo que nos estamos encaminando. Es de una naturaleza en la que las viejas formas, las formas con las que estamos familiarizados, comienzan a DISOLVERSE a maneras que son un tanto desconcertantes. Al mismo tiempo, nuevas formas comienzan a reemplazarlas, que son muy refrescantes porque son amorosas, amables y fáciles.

Son el tipo de cosas que las mamás les hacen a los chicos, saben… y las ideas que nosotros hemos sostenido, como por ejemplo la guerra de las galaxias, tenemos la idea de que en el Universo están peleando unos contra otros, vamos a descubrir que esto no es cierto, que en realidad el Universo es un ser vivo, consciente, y muy, muy viejo que se ocupa de lo que le ocurre a sí mismo de muchas maneras. Entonces, como dije, las ideas de la guerra de las galaxias sólo son un miedo mental atávico de los humanos. En verdad, el universo hace todo lo que puede para ayudarse.

Estamos entrando en un tiempo en donde eso va a resultar obvio. Donde parezca no haber esperanza, va a aparecer el apoyo, y donde todo parezca como que no hay salida, vamos a encontrarla. Vamos a ver la luz para atravesar la oscuridad. Es un tiempo de gran esperanza en el que estamos entrando. Los Mayas, cuando hablan de este tiempo lo llaman El Fin del Tiempo, porque es el fin de un ciclo muy largo de tiempo, y el comienzo de un nuevo ciclo. No es que todo llega a un final, es el fin de un ciclo y el comienzo de otro. Pero… depende de qué parte del ciclo estén hablando los Mayas. Si lo hacen de la parte vieja del ciclo, que es aquello con lo que estamos familiarizados: los sistemas bancarios, las religiones, los gobiernos, y todo este tipo de cosas, eso se va a volver extremadamente inestable: y, si ellos están en lo correcto, va a caerse a pedazos, completamente y a disolverse.

Lo mejor es que en su lugar habrá una forma de ser completamente nueva. Una forma que no hemos visto en la Tierra, ni en la vida de prácticamente nadie por miles y miles de años; donde el miedo desaparece. Estamos cerca del final de la polaridad y dualidad con las consecuentes ideas del Bien y el Mal; toda la estructura de lo que significa el Bien y el Mal, lo que es mucho más complejo. Si miran a la idea del Bien y de Mal o lo Bueno y lo Malo, no importa en cuál de las polaridades se ubiquen, verán también que hay una tercera. Tienen caliente y frío, y entonces existe tibio; arriba y abajo, estando el medio. Si ven Sol, Tierra, está la Luna.

Si ven hombre, mujer, está el niño. Nuestro tiempo es pasado, presente, futuro; el espacio es en los ejes X, Y, Z. Todo es una función de cómo estamos interpretando la realidad: Como Una. Y esa realidad Una, no va a cambiar… pero nuestra conciencia es la que sí va a cambiar. Cuando lo haga, vamos a dejarla caer, y no vamos a verla más. En lugar de eso, vamos a ver la Unidad de toda la vida.

En la percepción de eso, cuando la percepción cambia, entonces lo cambia todo. Nuestra sensación de carencia, necesidad o imposibilidad, o las cosas que tenemos que SANAR, todas esas cosas desaparecerán; simplemente se terminarán. Entonces, nos damos cuenta que el Universo todo es un Ser Viviente y que sólo hay un Espíritu moviéndose a través del Todo, así como una sola conciencia. Una forma nueva de percibir entra en la vida sobre la Tierra y nosotros, en nuestra vida actual, vamos a experimentar esto. Quiero decir, justo ahora, en este momento. Parece que no puede ser, ¡el mundo está loco, todo está cada vez peor! Siempre hay guerras tratando de matarse unos a otros; los sistemas financieros están a punto de romperse completamente; y así todo…

No es eso lo que los ancianos están diciendo en este planeta, lo que dicen es: “finalmente hemos entrado a este lugar, y estamos a punto de ver algo completamente nuevo”. Aunque es muy viejo, en verdad no es nuevo para nada. No es que haya una misión, no es que haya que hacer nada; se trata de transformación. Es vibración. Es la condición de SER, más que de hacer. El hacer, ese “tengo que hacer esto o lo otro, o lograr algo” es parte de la conciencia de polaridad. Pronto vamos a estar en un estado, al que en realidad ya hemos entrado; es un bebé que todavía está creciendo. La sola idea de necesitar hacer algo para lograr algo, o que necesitamos algo porque sentimos que nos falta, va a ser obsoleta. Esas ideas no van a ir más con nosotros porque vamos a tener la habilidad de lograr cualquier cosa instantáneamente; en cualquier nivel INIMAGINABLE de la existencia.

Estamos a punto de lograr el control de Sueño del Corazón, lugar en donde ocurrió la Creación, en primer lugar. Nosotros creemos que estamos viviendo en un planeta que flota alrededor del Sol. ¡No es cierto! ¡No hay planeta; no hay Sol! No hay nada, es pura conciencia y nada más.. Las imágenes que estamos mirando, las estrellas, los planetas, las lunas y todo, son en realidad un sueño que fue creado en el corazón hace mucho tiempo. Cuando entremos nuevamente en el estado del Corazón Viviente, y comencemos a soñar del modo que lo hacíamos hace millones de años, nos daremos cuenta de que podemos cambiar cualquier cosa.

Al comienzo, cuando eso ocurre, es grandioso; la gente se entusiasma muchísimo, en realidad usualmente lo que pasa – y esto lo hemos visto ocurrir esto en otros planetas, en otros lugares y otros tiempos-decimos ¡Wau! Y sí, es verdad que comienzan a corregir todas las cosas en sus cuerpos, sanando todo, obteniendo todo tipo de dinero y lo que creen que necesitan, para luego darse cuenta de que hay mucho más que eso, dejando todas esas cosas al borde del camino.. Lo que hacen es ponerse realmente hermosos porque podemos cambiar cualquier cosa que queramos, el cuerpo es solo una imagen.

Llegamos al punto de darnos cuenta que hay mucho más. Es en ese punto donde el nuevo ciclo comienza. Es una etapa y es un camino… nosotros estamos en el pasado de este viaje que ya ocurrió. Lo que la vida está a punto de hacer es algo que nunca ha hecho antes, nunca. Es la primera vez desde la Creación de todo, que ha decidido ACELERAR las cosas. Entonces, en lugar de que lleve millones de años el hacer estos diferentes niveles o pasos, van a ser hechos -a veces- en minutos. Estamos a punto de ir a la velocidad de la luz a través de la evolución, y a través de muchos, muchos niveles que normalmente toman miles y miles de millones de años para lograrse. Vamos a alcanzar esto muy rápido. Desde el punto de vista de la experiencia, como en dos años terrestres, de lo que normalmente tomaría de 10 a 15 mil millones de años para llegar allí, lo que vaya a ocurrir es entre La Fuente, El Creador Padre-Madre, Dios. Para entonces nos daremos cuenta de que somos Dios. La habilidad de CREAR, que es nuestro derecho de nacimiento, es lo que la Tierra está a punto de RECORDARNOS. La vida en la tierra no es un proceso de aprendizaje sino un proceso de recordar.

Nosotros, lentamente, gente en todo el mundo, vamos a recordar de qué se trata esto. Veremos cómo el mundo comienza a cambiar de formas, pero no vamos a recordar la forma antigua, a menos que sean parte de la creación… y lentamente vamos a entrar en otra forma. Siempre sabemos que la forma que será creada será una buena forma porque el corazón nunca hará nada que sea en detrimento de nada. El corazón sabe que toda la vida es una. No piensa en polaridad, nunca piensa que yo, que tú estás afuera.

Busca siempre una imagen que sea buena para toda la vida en todas partes. Así que este proceso no es uno que tenga miedo involucrado en él, en absoluto. Este proceso es usado por los bebés y los niños. Desde el punto de vista hindú, esto es llamado los siddhis, son los poderes. Inicialmente hay un peligro: ustedes pueden entrar en ciertos niveles, de forma mental, desde el cerebro solamente -sin la participación del corazón- o sea a través del ego, mientras el ego esté intacto y al mando. Si ustedes no pueden sacarlo del medio, y el ego se apodera del proceso, se convierte en un asunto serio porque pierden una enrome oportunidad; por eso los hindúes dicen que es peligroso. Pueden perder la vida espiritual por un tiempo, aunque de todas maneras regresarán, ya que Dios vive en cada uno; no hay tal cosa como estar perdidos para siempre. Pueden hacer un giro en el camino, pero siempre regresarán (…) El cerebro puede crear sueños que no son lindos, y en una manera es cierto en otro nivel.

Puede controlar a la gente, por eso está la polaridad. La polaridad está por disolverse; no tendremos acceso a ella. La razón de esto es porque para que pueda existir la polaridad tiene que existir una Rejilla Electromagnética alrededor de la Tierra, la que está a punto de ser quitada del planeta. El único acceso que tendremos es por formas antiguas que es la UNIDAD, que es lo que los pueblos indígenas sostienen, o la forma nueva que sostiene un nivel más elevado de la Rejilla de Unidad, entonces vamos a estar en uno de esos dos; aquí no va a haber uno en el medio. Por lo tanto, una vez que esa rejilla sea descartada, lo que ocurrirá en breve, el mundo va a moverse hacia adelante en una forma positiva y hermosa. Mis maestros en todo el mundo, los pueblos indígenas con los que trabajo, todos están al unísono en este momento. Todos me dicen: “dilo, porque esto va a suceder”.

Gaia puede hacer cualquier cosa en verdad. Ella se lo muestra a las personas que siente que está bien mostrárselo. La he visto hacer cosas prodigiosas -yo sé que ella es consciente; está plenamente consciente de cada pequeño detalle en el planeta- ella va a hacer cambios. Y lo que los pueblos indígenas sienten, es que va a haber muchas personas que van a dejar la tierra. Esto no es nada malo, es sólo que sus espíritus van a moverse dentro de un área de espacio-tiempo y dimensión que es familiar para ellos.

Para hacer el tipo de cambios que van a suceder, en otras palabras: el regreso a casa, porque venimos de allí antes. Para los que queden, y en realidad no será una gran cantidad de gente, serán todavía cientos y cientos de millones de personas. Quienes queden se conectarán con sus corazones; se transformarán en un único ser viviente. Dicen que la tierra se transformará en una nave espacial, a la que llevaremos volando a una forma nueva de Ser de la conciencia Melchizedek. La órbita del planeta cambia, y cambia la forma en la que percibimos la realidad. Hemos estado variando la órbita desde 1972. Sé que hay mucha preocupación en la gente por los cambios rápidos. Están preocupados de que no tengan comida ni agua, o que morirán por desastres, etc. pero no es eso lo que en realidad está ocurriendo.

Es una transformación en conciencia a nivel planetario; está pasando en todos lados, no sólo aquí en la tierra, es en todos lados. Es todo el universo que está atravesando una gran transformación. Si lo entendieran realmente, sabrían que no hay nada que temer en absoluto; finalmente, vamos a alcanzar un nivel de cambios que van a ocurrir muy rápidamente. La MAGIA llenará el aire. Si la Madre Tierra no quiere que ustedes se vayan, y quiere que sean parte del nuevo lugar, no pueden hacer nada para irse, no importa qué sea lo que hagan; porque ella se asegurará de que no sean lastimados. Pero si se supone que tengan que irse -porque ustedes así lo han decidido- entonces se irán.

Cualquiera de las dos opciones es una bendición. Dios vive dentro de cada uno… y no pueden dañar a Dios. Solo estamos entrando en una forma de ser que es totalmente ajena a nuestra forma de pensar, desde los últimos 13.000 años… hemos estado en la conciencia de polaridad por largo tiempo.

En esta conciencia están por su cuenta, tienen que protegerse, que hacer todo; no es acerca de ninguno de ese tipo de cosas. Es sólo sobre TRANSFORMACIÓN. Una vez que entremos en esta transformación, y nuestro proceso de RECORDAR entre a funcionar, diremos: “Ah, sí, ahora recuerdo, todo está claro…” Tenemos que entender que toda la vida es UNO, está totalmente interconectada; se sostiene a sí misma.

Todo dentro de la galaxia es como un ser viviente, hay áreas que son el corazón, el hígado, los riñones, realizan funciones; nosotros hacemos esto para ustedes, es una corriente de energía… y no hay nadie ahí tratando de matarse mutuamente. Hay pequeñitas partes de cosas que están atravesando transformaciones que todavía no entienden, pero el 99% están ahí para apoyarse mutuamente. Nosotros estamos rodeados en este momento por unas 250.000 culturas del espacio… que nos aman. Están deseando lo mejor para nosotros; les importamos.

En el momento apropiado vamos a verlos. Y sabremos que el mundo no está ahí para atraparnos. No es de esa manera. Nos daremos cuenta de que hay mucho más con relación a la vida, de lo que jamás soñamos. Y será una REVELACIÓN asombrosa.

Porque el mundo está tan metido en el miedo ahora mismo, con tanto temor y tan perdido; no sabe cómo hacer las cosas. Todos los temas de control que están por todas partes, la falta de alimentos y así sucesivamente. La multiplicidad de vida está por darse a conocer sobre la Tierra, y será literalmente conocida, eso ya está aquí.

Sólo tienen que respirar… mantenerse conectados a la Madre Tierra, al Padre Cielo y no preocuparse por nada, no importa lo que parezca. Todo pasará y la Luz comenzará a entrar

La vida es entera, completa y perfecta, no le falta nada y siempre ha sido así. Somos nosotros los que hemos elegido experimentarla de varias formas. Lo hacemos en un nivel particular de conciencia llamado Bien y Mal, lo que quiere decir todas las posibilidades buenas y malas. Lo experimentamos, y ya está terminado el experimento. Ahora vamos a REGRESAR a algo que ya ha sido probado.

Somos este experimento que hemos estado haciendo por los últimos 13.000 años. En realidad se extiende un poco más, va hasta un poco más de dos mil años. ¿Dónde encaja eso en la ecuación mayor de la conciencia? No estoy seguro, pero era una de las posibilidades y lo hicimos, pero ahora estamos en el final. Así que sólo relájense. Todos los que están en la tierra vinieron de otra parte. La Tierra es un planeta nuevo que está en el borde de la galaxia. Ha estado allí por 5 mil millones de años, y el universo tiene por lo menos 16 mil millones de años. Esto es lo que podemos probar, pero puede ser más viejo. Así y todo nuestro espíritu es infinitamente más viejo: no ha habido un tiempo en el que no hayamos existido, como nunca habrá un tiempo en el que no existiremos. Lo que quiere decir que todos vinimos de alguna otra parte. Somos Et’s. Los delfines también lo son; vinieron de Sirio con las ballenas. Muchos Pleyadianos están aquí desde hace mucho. Gente de Aldebarán… y de todos otros lados se han encontrado aquí.

Exactamente cómo van a hacerlo estas distintas razas, no lo sé. Sé bastante bien cómo lo harán los Sirianos, porque ellos, a través de estos grupos de ancianos indígenas, van a ser los primeros en hacerse conocer, ya que somos sus descendientes. Ellos son los padres y decidieron hacer eso. Pero después de eso, lo que dicen los Mayas acerca de este momento es que todo el Universo se abrirá a nosotros. Podremos ir a cualquier lado y estar donde queramos estar. Y sí, yo los entiendo, este es un tiempo extraño, de alguna manera, porque hemos estado tan limitados, hemos estado en una larga cuarentena en la Tierra; no hemos podido salir de la habitación.

Alguien nos cerró la puerta con llave, hace mucho tiempo. Y estamos buscando vida, tratando de probar que hay algo allí. Pero esa vida va a venir aquí, ya está aquí.

Las 250 000 culturas que mencioné son las que vinieron usando sus vehículos. Eso quiere decir que es la forma más baja de vida en el universo, que ya vinieron aquí. Ustedes no ven al Arcángel Miguel viajando en una nave espacial, no la necesita, puede estar en cualquier parte donde quiera estar, los más altos niveles de conciencia pueden simplemente estar donde quieran estar. ¡Gracias!

Espero que las personas que vean esto se entusiasmen con la vida porque algo realmente hermoso está por ocurrir.

DRUNVALO MELCHIZEDEK

Este escrito pertenece a La Hermandad Blanca